experimentos-escolares-de-quimica.jpg

Los experimentos escolares de química pueden ser una buena forma de llegar a los niños, ya que son muy divertidos y educativos. A través de ellos podemos hacer que los niños comprendan mejor las reacciones químicas y se sientan más interesados por la materia. En esta oportunidad veremos dos de los experimentos más conocidos.

El poder del jabón

Uno de los más comunes es el del poder del jabón con el cual empujaremos un pequeño bote utilizando la tensión superficial que genera el jabón mismo. Para realizarlo vamos a usar una tarjeta o un papel para armar el bote, un recipiente con agua y detergente del que usamos para lavar los platos.

Lo primero que haremos será armar el bote con el papel, algo sencillo e incluso divertido para todos los niños. ¿Quién no ha hecho un barquito de papel y lo ha hecho navegar en un charco? Esto es algo similar.
Ahora vamos a colocar el bote en el recipiente con agua y colocaremos un poco de detergente en una de las puntas del bote. Lo que sucede es que el jabón rompe las moléculas del agua lo que genera que el barco se impulse.

Una pajilla poderosa

Este es otro de los experimentos que resulta muy intrigante para los niños. Lo que vamos a hacer será lograr que una pajilla atraviese una papa cruda con mucha facilidad. Para esto, necesitamos un sorbete y una papa cruda.

¿Qué es lo que haremos? Vamos a tapar uno de los orificios de la pajilla con el dedo y luego con mucha fuerza y sosteniendo la papa trataremos de clavar el sorbete en ella. Verás como la pajilla atravesará la papa y si no lo logras vuelve a intentarlo una vez más.